Estética

Blefaroplastia: devuelve la juventud a tu mirada

Por 9 mayo, 2019 Sin comentarios

¿Alguna vez has oído hablar de la blefaroplastia? Puede que este término no te resulte demasiado familiar, pero… ¿y si te decimos que vamos a hablar de la cirugía de párpados?

Si ya sabes a qué nos referimos, probablemente sea porque estamos hablando de uno de los tratamientos quirúrgicos más demandados en el ámbito estético. No en vano, se trata de un procedimiento que permite rejuvenecer el aspecto de nuestra mirada, un punto muy importante si tenemos en cuenta que es precisamente la mirada la que define nuestra expresión.

Si aun no sabes qué es o tienes dudas acerca de este procedimiento… ¡No dejes de leer!

 

¿Qué es la blefaroplastia?

La blefaroplastia es un procedimiento quirúrgico que se realiza en los párpados y en las zonas perioculares con la finalidad de eliminar el exceso de grasa o de piel, mejorando el aspecto de la mirada y contribuyendo a rejuvenecer el rostro.

Mediante este tratamiento se remodelan los tejidos y se recupera la elasticidad de la piel. Así, con una intervención en los párpados superiores podemos corregir la caída de párpados, mientras que mediante una intervención en los párpados superiores podemos corregir las bolsas de ojos.

 

¿Cómo se realiza?

El procedimiento a seguir, a grandes rasgos, es el siguiente: se realizan pequeñas incisiones en la piel de los párpados. Se extrae la cantidad de grasa sobrante y se cierran las incisiones con suturas muy finas que cicatrizan rápidamente. Las incisiones se realizarán en el pliegue del párpado por lo que la cicatriz será prácticamente invisible.

La intervención, de aproximadamente 2 horas, se realiza con anestesia local, de manera ambulatoria y con un periodo de recuperación corto, pues únicamente se requiere un reposo de aproximadamente 5 días, aunque se deberán evitar los esfuerzos durante las 3 primeras semanas.

Los resultados serán visibles en 2 o 3 semanas.

¿Para quién está recomendado este tratamiento?

Se suele realizar en hombres y mujeres a partir de 35 años, pero lo cierto es que no existe una edad específica para este tipo de intervención, debiendo ser el especialista quien valore si es necesario o no en cada circunstancia.

Cabe destacar que en muchos casos, además de por un motivo estético, la blefaroplastia puede ser necesaria para recuperar campo de visión provocado por la caída de los párpados.

El objetivo final es conseguir unos resultados naturales, por lo que es muy importante ponerse en manos de un personal cualificado y con experiencia que sea capaz de adecuarse a las características de cada paciente.

Se puede combinar con otros tratamientos estéticos en caso de ser necesario.

 

¿Quieres saber más acerca de este tratamiento? ¡Llámanos!